La Generalitat aprueba una subida abusiva del transporte público para el 2014

La T-10 costará 10,30 €, sube un 5,1%  en 2014 y un 25% desde el 2012.

 

En medio de las fiestas navideñas, la ATM anuncia la subida de las tarifas del transporte público aprobada por el Govern de la Generalitat de Artur Mas y el respaldo de Xavier Trias, alcalde de Barcelona y presidente de la AMB.

 

Las tarjetas más usadas por los viajeros suben excesivamente. La T-10 sube un 5,1% y costará 10,30 €. La T-50/30 sube un 8,4% y costará 42,50 €.

También sube el billete sencillo un 7,5 % que costará  2,15 € y además la T-70/30 costará 59,30 € con una subida del 8,7%

Las otras se congelan; pero hay que tener en cuenta que la T-Mes sólo es rentable a partir de 63 viajes al mes; algo poco frecuente.

Es una subida abusiva, desproporcionada e injusta. La T-10 sube cuatro veces más que el IPC (coste de la vida) y la T-50/30 seis veces más. Además se produce en unos momentos en que la clase de los trabajadores atraviesan graves dificultades económicas con un ínice muy alto de paro, con jóvenes que marchan a trabajar fuera, con bajadas de salarios, con pensiones por debajo del IPC, con el salario mínimo congelado, de los más bajos de Europa...

 

  2013 2014 subida %
Billet senzill 2,00 2,15 7,50
T-10 9,80 10,30 5,10
T-50/30 39,20 42,50 8,42
T-70/30 54,90 59,70 8,74

Esta enorme subida es más sangrante si se contrasta con el hecho de que el Govern de la Generalitat abarta el peaje de las autopistas (un 30% la de Castelldefels) y el alcalde de Barcelona busca la gratuidad de las áreas verdes. Castigan a los usuarios del transporte publico y premian al vehículo privado.

 

Con ello consiguen que se utilice menos el transporte público y por lo tanto que se recaude mucho menos. Hay que ver el caso de Renfe que aplicó descuentos en el AVE en febrero de 2013, donde ha aumentado un 22% la demanda y ha subido la recaudación un 6% respecto al año anterior.

Por otra parte, aumenta el problema de la contaminación del aire, que ya es bastante grave, como hemos padecido estos días de diciembre. Ver artículo. La mala calidad del aire se traduce en la pérdida prematura de 3.500 vidas humanas y sanciones de la Unión Europea.

Otro tarifazo más.

En los últimos tres años, la T-10 y la T-50/30 han subido el 25% mientras que el IPC ha evolucionado subiendo un 6,3% aproximadamente.

El Govern de la Generalitat de Artur Mas ha ido aprobando subidas desproporcionadas. Hace dos años, en diciembre de 2011, aprobó la mayor subida en la historia del transporte público, en que la T-10 subió más del 12%, más de cuatro veces el IPC. Ver artículo.

 

Actualizado (Lunes, 30 de Diciembre de 2013 08:37)